Actualizado

Actualizado a las

jugadores

Open Australia | Abierto de Australia

David Ferrer desbanca a Rafa Nadal como cuarto del mundo

Ferrer remontó dos sets a Nico Almagro en el Abierto de Australia y se metió en las semifinales, donde mañana (09:30 h.) le espera el líder de la ATP, Novak Djokovic.

Alejandro Delmás
David Ferrer desbanca a Rafa Nadal como cuarto del mundo Ampliar
Ferrer celebra su gran remontada ante Almagro. |

Tras escapar milagrosamente (y por la fuerza de sus piernas y sus restos) al tiroteo de saques y reveses que le descargó Nico Almagro, David Ferrer se definió a sí mismo. Curiosamente: "Hoy, el ilusionista más que nunca. Y ahora, a descansar, que falta me hace". En tres horas y 44 minutos, Ferrer, una roca, prevaleció por 4-6,4-6, 7-5, 7-6 y 6-2. Es su victoria oficial número 500, su segunda semifinal en Australia y la tercera en los últimos cuatro eventos de Grand Slam. Ferrer ya añade un mínimo de 360 puntos netos a su ranking ATP, donde emerge como cuarto jugador mundial y primero de España tras la baja de Nadal, que defendía aquí 1.200 puntos.

Por tres veces, Ferrer restó para sobrevivir en el páramo ventoso del Rod Laver Arena bajo el saque de un Almagro cuya raqueta era una antorcha de pasión. Acorralando a Ferrer con servicios a 221 km/h y lujosos reveses paralelos, Almagro ganó sendas batallas en los dos sets iniciales. Pero al fin y al galope, Ferrer ganó la guerra: por mentalidad y determinación. El primer servicio de Almagro, lesionado, cayó al 47% de media. Pero Almagro, relampagueante, cosechó aplausos. "Almagro mostró al mundo que tiene, de largo, el mejor revés a una mano. Federer tiene más variedad en su revés, pero el de Almagro es mucho más ofensivo", declara Old Nick Bollettieri, bronceado gurú, exparacaidista y viejo mentor de Agassi, Sampras, Courier, Sharapova

Así, a las 09:30 horas de mañana, Ferrer volverá a cruzarse con Novak Djokovic en semifinal de Grand Slam: como en 2007 y 2012 en Nueva York. Granollers y Marc López también juegan semifinales de dobles. Entre Wawrinka y Berdych, Djokovic ha rebasado las siete horas y media en pista. Ferrer, cuarto del mundo, tiene la ventana abierta. Ha de ser un 'ilusionista': aunque sea ante Novak, ese astuto demonio.

Estadísticas AS.com